Limonada rosa y todos los beneficios de tomarla, aprende a prepararla

Tomar limonada por si sola te da beneficios increíbles a la salud, ahora imagínate con un toque rosa

El limón es una fruta muy versátil, con su característico sabor ácido, que puede disfrutarse de muchas maneras, por lo que se puede aprovechar sus propiedades nutritivas para el buen funcionamiento del organismo.

1. Digestión más ligera

El ácido ayuda a descomponer los alimentos, por lo que el estómago está lleno de esta sustancia. El ácido del limón podría ayudar a los ácidos estomacales, que disminuyen con el envejecimiento.

2. Ayuda a mantenerse hidratado

La mayoría de nosotros no bebe suficiente agua. Una limonada a diario es una forma sencilla  de hidratarse bien. ¿Cómo saber si bebes lo suficiente? Cuando tu orina es casi clara.


Prepara tu limonada rosa con Agua Cristal 

3. Adiós a las libras de más

Considera reemplazar el café de la mañana con limonada. No solo una vez sino quizá hasta 20 veces al mes y multiplica esto por 10 años. Una manera práctica para bajar de peso.

4. Evita la oxidación

Los limones contienen fitonutrientes o sustancias que protegen al cuerpo de la enfermedad. Estos tienen poderosas propiedades antioxidantes, lo que previene de la oxidación o protege del envejecimiento.

5. Proporciona una dosis saludable de vitamina C

Exprimir medio limón en el agua, lo cual representa apenas 6 calorías y se onsigue más de una sexta parte de la cantidad diaria de vitamina C que se necesita para proteger del daño celular y para reparar las lesiones.

6. Rica fuente de potasio

Sin este mineral, el cuerpo no podría funcionar de forma adecuada. Es necesario para la comunicación nerviosa muscular y transporta nutrientes y desechos. El potasio también contrarresta algunos de los efectos de la sal sobre la presión sanguínea.

7. Ayuda a prevenir los cálculos renales

La limonada ayuda a prevenir esta enfermedad en quienes tienen deficiencia de citrato urinario, una forma de ácido cítrico. Además, el mayor consumo de fluidos ayuda a prevenir la deshidratación, una causa común de las piedras en el riñón.

8. Fortalece las defensas

No solo es efectivo contra los virus del resfriado y la gripe, sino también contra gran variedad de intrusos, gracias al limonoide terpeno, un componente que se consume en el jugo natural de limón.

9. Antitumoral

Tiene componentes anticancerígenos que impiden la división de las células malignas,  por lo que conviene incluirlo en la dieta diaria. Consumirlo en jugos o como aliño de ensaladas.


10. Cerebro y sistema nervioso sanos

En la cascara del limón se encuentra la tengeretina, un fitonutriente que es eficaz contra trastornos del cerebro y sistema nervioso, como el Párkinson. Además, tiene un poderoso efecto alcalinizante, al equilibrar el pH.

Prepara tu Limonada Rosa

Ingredientes

  • 1½ tazas (355 ml) de jugo de limón (aproximadamente 10 limones medianos)
  • 4½ tazas (1065 ml) de agua
  • 2 tazas (480 ml) de jugo de arándano, jugo de granada o más agua
  • 1 taza (240 ml) de azúcar blanca
  • ¾ de taza (180 ml) de frambuesas o fresas (frescas o congeladas)

Opcional:

  • Hielo
  • Hojas de albahaca o menta
  • Colorante rojo para alimentos

1 Mezcla el azúcar y el agua.
Mezcla 1 taza (240 ml) con azúcar en 4½ tazas (1125 ml) de agua hasta que se disuelva. Si usas azúcar granulada en lugar de azúcar refinada, es posible que necesites calentar la mezcla ligeramente en el horno para que se disuelva.
  • Si te gusta la limonada amarga, usa ⅔ de taza (160 ml) de azúcar.

Mezcla todos los ingredientes líquidos.
 En una jarra que pueda contener como mínimo 2½ cuartos de galón (2½ litros), mezcla el agua y la mezcla de azúcar en 1½ tazas (375 ml) de jugo de limón y 2 tazas (500 ml) de arándano u otro jugo rojo.
  • Si te gusta la limonada dulce, utiliza 1 taza (240 ml) de jugo de limón.
  • Si no tienes jugo de fruta roja, puedes reemplazarlo con agua. La fruta solo añadirá un poco de color, así que también añade un par de gotas de colorante rojo para alimentos. 


3 Añade la fruta.

  Las fresas pueden cortarse en rodajas o trozos pequeños y añadirse directamente a la jarra. Si usas frambuesas, aplástalas primero en un tazón separado para que liberen el jugo, luego cuélalo sobre la limonada a través de tela de queso, muselina o colador de malla fina.

  • Puedes saltar este paso si añadiste el jugo de fruta roja, pero la fruta le añadirá más sabor y una apariencia fresca.
  • Deja que la fruta congelada primero se descongele por unos minutos.
  • Las frambuesas añaden mucho más color que las fresas. Las frambuesas congeladas añadirán mucho más que frambuesas frescas, ya que los cristales de hielo rompen la fruta.
Enfríalo, decóralo y sirve.
 Mantén la jarra en el congelador hasta que esté lista para servir. Opcionalmente, puedes decorar la jarra con pequeñas rodajas de limón y unas cuantas hojas de menta.

5. Proporciona una dosis saludable de vitamina C

Exprimir medio limón en el agua, lo cual representa apenas 6 calorías y se onsigue más de una sexta parte de la cantidad diaria de vitamina C que se necesita para proteger del daño celular y para reparar las lesiones.

Añade la fruta. Las fresas pueden cortarse en rodajas o trozos pequeños y añadirse directamente a la jarra. Si usas frambuesas, aplástalas primero en un tazón separado para que liberen el jugo, luego cuélalo sobre la limonada a través de tela de queso, muselina o colador de malla fina.
  • Puedes saltar este paso si añadiste el jugo de fruta roja, pero la fruta le añadirá más sabor y una apariencia fresca.
  • Deja que la fruta congelada primero se descongele por unos minutos.
  • Las frambuesas añaden mucho más color que las fresas. Las frambuesas congeladas añadirán mucho más que frambuesas frescas, ya que los cristales de hielo rompen la fruta.
Añade la fruta. Las fresas pueden cortarse en rodajas o trozos pequeños y añadirse directamente a la jarra. Si usas frambuesas, aplástalas primero en un tazón separado para que liberen el jugo, luego cuélalo sobre la limonada a través de tela de queso, muselina o colador de malla fina.
  • Puedes saltar este paso si añadiste el jugo de fruta roja, pero la fruta le añadirá más sabor y una apariencia fresca.
  • Deja que la fruta congelada primero se descongele por unos minutos.
  • Las frambuesas añaden mucho más color que las fresas. Las frambuesas congeladas añadirán mucho más que frambuesas frescas, ya que los cristales de hielo rompen la fruta.
Añade la fruta. Las fresas pueden cortarse en rodajas o trozos pequeños y añadirse directamente a la jarra. Si usas frambuesas, aplástalas primero en un tazón separado para que liberen el jugo, luego cuélalo sobre la limonada a través de tela de queso, muselina o colador de malla fina.
  • Puedes saltar este paso si añadiste el jugo de fruta roja, pero la fruta le añadirá más sabor y una apariencia fresca.
  • Deja que la fruta congelada primero se descongele por unos minutos.
  • Las frambuesas añaden mucho más color que las fresas. Las frambuesas congeladas añadirán mucho más que frambuesas frescas, ya que los cristales de hielo rompen la fruta.