OPINIÓN

ESCALA CRÍTICA

Bajar salarios onerosos y cortar gastos excesivos: voluntad política
13/07/2018

*Futuras acciones dependen de decisiones personales y condiciones reales

*Primeras medidas inmediatas posibles: frenar derroches en legislativo

*Lectura de la cartilla a los elegidos de Morena. Va en serio, dice AMLO

Víctor M. Sámano Labastida

EN LA AMBICIOSA agenda de cambio radical de Andrés Manuel López Obrador –la Cuarta Transformación, la denomina-, hay asuntos que dependen de la voluntad política del gobernante, de sus aliados y de los gobernados, y otros que están sujetos a factores externos tanto nacionales como internacionales. Así, por ejemplo, no es lo mismo plantear la reducción de salarios y frenar el derroche en la burocracia, que bajar el precio de la gasolina, elevar el precio del petróleo crudo o aumentar la importación o exportación de determinados productos para tener mayores ingresos.

Hasta la desconcentración de secretarías y oficinas, así como la desaparición de las delegaciones federales, tienen ingredientes de viabilidad que no están del todo bajo control directo del Presidente: recursos, disponibilidad de los sindicatos, condiciones de las entidades seleccionadas, etcétera. Se puede, sí, pero en distintos plazos.

Quizá por eso en un primer momento, el movimiento encabezado por López Obrador se ha enfocado en lo que depende de esa voluntad política. Y la pone a prueba en el resto de la pirámide…comenzando por los que lograron cargos en la arrolladora hola morenista. Como se los ha dicho: la gente votó por un proyecto.

SEPTIEMBRE, PRIMERAS MEDIDAS

LOS PASOS iniciales pasos que podremos observar están relacionados con la confección del presupuesto de Egresos para el 2019 que ya se comenzó a elaborar. Empezando con el salario (las dietas) de los diputados y senadores, y en algunos estados con los ingresos de los legisladores locales entrantes, como sería el caso de Tabasco donde en septiembre comienza a despachar la nueva mayoría de los abanderados de Morena.

Es posible que, para atender el mensaje de los votantes contra el derroche de recursos, las medidas de austeridad y ajuste de gastos sea aplicada en los 30 estados que tuvieron elecciones.

Ayer López Obrador anunció las prioridades de su futuro gobierno, entre las que se cuentan propuestas para que el Poder Legislativo tome en consideración. Son lineamientos que seguramente tomarán en cuenta –le decía- los cinco gobernadores surgidos de la coalición morenista, así como los futuros diputados locales y los próximos presidentes municipales.

De hecho los futuros legisladores de Morena comenzarán a dar el ejemplo, según adelantaron los diputados electos Horacio Duarte y Porfirio Muñoz Ledo, así como los senadores electos Martí Batres y Javier May. Se proponen reducir a la mitad los actuales salarios en las dos cámaras, aplicar un sistema de austeridad, eliminar privilegios y disminuir el número de comisiones. Éstas son actualmente unas 92 a las que se destinan 8 mil 600 millones de pesos anuales.

DANZA MILLONARIA

NO ES PARA menos la preocupación. En el Presupuesto de Egresos para 2018, al Congreso federal se le otorgó una bolsa total de 13 mil 344 millones de pesos: la Cámara de Diputados con 8 mil 439 millones y la de Senadores con 4 mil 905 millones de pesos.

A esto le sumamos que los un mil 124 diputados locales en los 342 Congresos que le cuestan al erario anualmente más de 13 mil 500 millones de pesos anuales.

El Poder Legislativo tabasqueño tuvo a su disposición este año  413 millones 255 mil pesos. Se ha anunciado que le recortarán por lo menos unos 100 millones de pesos.

Una fuga importante de recursos en el Cámara federal de diputados es el fondo conocido como “los moches”, que es una bolsa a disposición de los legisladores para que la puedan asignar de manera directa e individual donde consideraran pertinente. Creada desde 2013, en el gobierno de Enrique Peña Nieto –según se tiene antecedentes-, cada año los diputados disponían de 10 mil millones de pesos (unos 20 millones por diputado), para su distribución en condiciones en las que se propiciaba la corrupción o actos discrecionales, según diversas denuncias.

Los diputados federales de Morena y los senadores, no sólo disminuirán su dieta mensual, sino que eliminarán los seguros de gastos médicos privados, y otras canonjías. Se trata, nos Manuel Rodríguez, diputado electo por Tabasco, que los órganos legislativos cuesten menos y que sean más eficientes.

Martí Batres, senador electo y dirigente de Morena en la capital del país, ha expresado públicamente que cuando se den a conocer las propuestas y decisiones de los nuevos legisladores “vamos a hacer historia”.

SCHERER Y COTA

ESTUVO en Tabasco asignado a la coordinación territorial regional de la campaña de Morena y en especial de Andrés Manuel López Obrador en el reciente proceso, cubriendo también los estados de Veracruz, Chiapas, Campeche, Yucatán y Quintana Roo, el abogado Julio Scherer Ibarra, será el consejero jurídico de la Presidencia a partir del uno de diciembre, aunque ya tiene asignadas tareas en la transición.

Otro político que estuvo en Tabasco desde noviembre del 2017 como delegado nacional de Morena, Leonel Cota Montaño, también pasará a formar parte del círculo cercano de AMLO pero en la secretaría de Gobernación, donde despachará como titular Olga Sánchez Cordero. Al parecer Cota tendrá a su cargo una subsecretaría. Por cierto que como delegando morenista en la entidad asumió el ex alcalde y diputado federal César Burelo.

AL MARGEN

NO HAY NINGUNA autorización para el aumento de las tarifas de taxis, aclaró el gobernador Arturo Núñez.  Cualquier decisión tiene que estar precedida de un estudio previo, puntualizó. También anunció que fue suspendido el proyecto de un nuevo modelo de transporte por falta de recursos. (vmsamano@hotmail.com)






DEJA UN COMENTARIO