Códigos de ética para políticos: realidad conflictiva, transformación y bien común

*Un espejo en la literatura: "El hombre del toque mágico" *Si la deshonestidad tuviera olor, un deseo concedido por Neb *La simplificación de la política, gobierno al alcance del pueblo

LA ÉTICA EN LA POLÍTICA resulta incómoda para devotos del pragmatismo que piensan fines sin valorar medios. La ética impacta la toma de decisiones en el momento de elegir medios legítimos de acción social. Para los pragmáticos, sólo importa el resultado: el fin justifica los medios. En el ejercicio del poder con bases democráticas, los medios son esenciales.          

Este texto apunta a la revaloración de la ética en la política en momentos en que se juega el futuro y los objetivos de la política en el país. La cumbre de los gobernadores tiene que ser un momento de definiciones.

 "La política es el arte de manipular a quienes tienen necesidades". Esta dura definición se desprende de la novela "El hombre del toque mágico" (1994) del húngaro Stephen Vizinczey. Puede pensarse que la literatura no debería meterse en política, a la manera del francés Stendhal: "La política en la literatura es un disparo en medio de un concierto".

A ese enfoque puede oponerse la premisa del checo Milan Kundera sobre el arte de la novela: "una ficción tiene que ver con las posibilidades de la existencia, no con la realidad. No es lo mismo, para el arte, existencia y realidad". Desde esta óptica, la novela de Vizinczey enseña algo fundamental sobre las posibilidades de la existencia humana.

EL IMPROPIO PERFUME DEL PODER

EN EL HOMBRE del toque mágico" todos los políticos deshonestos apestan. Literalmente huelen mal. Un extraterrestre llamado Neb le concede tres deseos a Jim Taylor (el hombre del toque mágico) y éste pide que los políticos abusivos huelan de manera insoportable. En el mundo se desata una conmoción: los políticos no tienen a nadie que se les quiera acercar, ni siquiera sus familiares. Pestilencia: metáfora del poder abusivo.

El inconveniente público de no tener seguidores, obliga a algunos políticos a cambiar su vida: dejan la prepotencia, se olvidan de la corrupción, de sus falsas promesas y de su malicia. Quieren ser, de nuevo, aceptados socialmente. Y da la casualidad que un político que rectifica su vida deja de apestar.

Ser honesto y veraz resulta la cura ante la pestilencia, pero no todos están de acuerdo: "Poco a poco se puso de manifiesto que el camino hacia la curación pasaba por la regeneración moral. No obstante, los órganos legislativos de todo el mundo asignaron miles de millones de dólares a la búsqueda de un remedio menos oneroso y de más fácil aplicación. Urgía encontrar una terapia simple para la enfermedad, según dijo un senador de los Estados Unidos, si se quería que la vida en la Tierra volviera a ser tolerable". Sí: la ficción es desmentido utópico a la realidad.

REGLAS QUE NO SE MULTIPLICAN

ESTA deliciosa sátira del mundo contemporáneo contiene algunas ideas que pueden formar parte de un código ético para políticos. Se citan las ideas más sobresalientes, todas ellas del extraterrestre Neb, inquieto habitante del Centro del Universo:

1) Hay 120 leyes en el Centro del Universo, ni una más. "Los legisladores no podían dictar una ley sin rescindir una vieja, porque creían que demasiadas leyes son contrarias al orden público".

2) En el Centro del Universo existía la pena de muerte para un solo crimen: el abuso de un cargo público. "la mayoría de los infortunados reos de muerte eran miembros del Gobierno".

3)  Los políticos que no cumplían sus promesas electorales eran torturados.

4) No existía la auténtica democracia, porque no todos los ciudadanos estaban capacitados para ejercer su voto. "El voto estaba limitado a los ciudadanos que eran capaces de reírse de sí mismos, ya que se consideraba que sólo ellos eran poseedores de sano juicio".

5) Los niños y los adolescentes trabajaban dos horas al día en servicio a la comunidad. "Esta práctica estaba avalada por el principio de que un trabajo físico moderado fomenta la autodisciplina y el sentido de responsabilidad".

6) El principal dilema a resolver en el Centro del Universo era "el conflicto entre el poder de realizar los deseos individuales por un lado y la justicia social por el otro".

Sobran comentarios. La ética en el Centro del Universo suena conocida en el campo de las ciencias sociales. Vizinczey leyó diferentes utopías humanas y les dio forma literaria.

AL MARGEN

TARDE o temprano se impone la necesidad de sobrevivencia; se acude a las convicciones o al pragmatismo. (vmsamano@hotmail.com)