OPINIÓN

Con mil incendios podría terminar el 2019
30/08/2019

Caminando por la noche en uno de los parques escuché cómo una persona del sexo femenino se quejaba porque no podía hacer más ejercicio. Era tanta la bruma que le empezó a molestar la garganta. Luego se talló los ojos y le comentaba a su acompañante que igual traía molestia en esa parte. -Me arden, -dijo.

Las dos personas estuvieron sentadas por unos minutos en una banca, mientras se tiraban agua en el rostro. El calor, quizás, estaba a unos 38 grados a la sombra, lo que provocaba que se sudara más de lo normal.

No se puede negar que el cambio climático nos está afectando. Somos parte de un clima húmedo, y como las hicoteas, no hemos ido acostumbrando a esas temperaturas, sin embargo, en estos últimos días se cumple lo que un día mencionó un personaje popular: vivimos en el infierno verde.

Lo natural se puede aceptar, pero en relación a esa calima donde uno ve caer un grumo negro que se pega a la piel, tiene un origen, y es producto de los incendios provocados por el hombre.

De acuerdo a COMESFOR hasta el momento se tienen registrados 892 quemas en diferentes partes de la ciudad, y prevén que el año termine con unos mil.

Las zonas que más están padeciendo por los incendios están en los municipios de Huimanguillo y Balancán, donde el cultivo al igual que el ganado son quienes están padeciendo y pagando la factura.

Poco nos interesa el mal que le hacemos al planeta. Continuamos tirando basura, contaminando los cuerpos lagunares, seguimos provocando males a la Tierra de una manera acelerada, y como resultado tenemos el calor que todos los días sentimos sin contemplación.

Las quemas, me decían, están a la moda. Aunque no debería comentarse tal expresión. Tal parece que se convertirá en una costumbre, algo común que cada año se tendrá presente.

La advertencia del coordinador de Protección Civil del Estado, Jorge Mier y Terán, es que estamos en una emergencia ambiental, y es el municipio de Centro quien tiene mayores y más graves incidencias al respecto.

Es tal la preocupación que el funcionario adelantó que ya se tuvo una reunión con especialistas y científicos para encontrar una solución a esta problemática, evitar que se generen nuevos incendios, y castigar penalmente a quienes los provoquen.

Este último punto, que habla sobre el castigo, tendría que estar ya dibujándose en la agenda de los diputados, y las áreas de los ayuntamientos de Protección Ambiental deberían estar atendiendo el problema, por lo menos notificando. Caso concreto Nacajuca, donde el fuego provocado se encontró con un derrame de hidrocarburos que podría llegar a afectar las viviendas en la zona.

PARÉNTESIS

Ante las demandas de grupos sindicales, el gobernador de Tabasco, Adán Augusto López Hernández, garantizó los pagos de fin de año a todas las universidades públicas del estado. El mandatario descartó que se repita el mismo escenario que ha vivido la entidad en años anteriores, cuando trabajadores y docentes han tomado las calles para exigir prestaciones y quincenas. Una buena noticia para quienes se esfuerzan en compartir sus conocimientos y formar profesionales. (kundera_w@hotmail.com)




DEJA UN COMENTARIO