OPINIÓN

El reto ahora es para AMLO y su gobierno
03/07/2018

* Sin figuras que lo apoyen ¿tiene algún futuro el PRI?

* La conformación del Congreso crea un poder omnímodo

Salida.- El nuevo partido llamado MORENA fue el gran vencedor en estas elecciones, las del enojo, las del hartazgo que sacaron a más del 70 por ciento de los electores a sufragar porque en un gesto también de solidaridad, se tenía que asegurar el cambio de estafeta. Quienes usufructuaban el poder ajo las siglas del tricolor nunca entendieron que estaban colmando la paciencia de un México que quiere despegar pero los grupos fácticos mantienen las amarras para que no se pueda levantar el vuelo.

 Pero este es solo el principio, el trámite porque el reto que tiene Andrés Manuel López Obrador, es la parte más difícil de su proyecto, si bien invirtió 18 años en llegar, es probable que seis años no sean suficientes para la transformación porque tiene mucho lastre, muchos de los que le acompañan no tienen la calidad y solvencia moral que él mismo pregona, se requiere para hacer un buen gobierno.

Cierre.- Sin ánimo de comparar, cuando en el año 2000 Vicente Fox rompió el esquema del partido hegemónico, lo que siguió fue que tuvo que gobernar con muchos priístas porque los panistas que le acompañaban eran insuficientes y de éstos, la mayoría nunca aprendió a gobernar con honestidad o no quisieron. El caso AMLO es al revés, tiene a muchas "chuchas cuereras" que tratarán de jugarle las contras y no podrá vigilar a todos, aunque por algo se empieza, ojalá que quienes no lo van a ayudar, con que no le estorben será suficiente, a menos que caiga en la tentación del poder y haga concesiones.

DOBLE SEIS.- En Tabasco, a reserva de los cómputos finales, MORENA ganó los 21 distritos locales, lo que quiere decir que de acuerdo a su votación podrá tener hasta 24 diputados, lo que junto con la gubernatura, para Adán Augusto López Hernández habrá un poder omnímodo que le permitirá hacer y deshacer como dicen... El gobernador podrá entonces enviar las iniciativas que quiera y no habrá quién le impida por ejemplo, hacer reformas a la Constitución, tampoco tendrá ningún problema para que sus colaboradores no sean molestados en comparecencias y cosas así pues de acudir a éstas, no habrá quien les cuestione de forma incómoda y no digo que así vaya a ser, pero existe esa posibilidad y él, Adán Augusto que cuando diputado vio "rebotar" sus iniciativas y hasta denuncias, contará con el facilidad, hacer uso de ella o no, es bajo su propio criterio... Otro tema obligado es el del gran perdedor, el PRI que parece, está tocando fondo, ha sido prácticamente borrado del mapa y no hay más responsables que los mismos priístas que dejaron ir a sus activos, algunos de ellos cuadros importantes y encima, les hicieron sentir que no los necesitaban... La soberbia es pésima consejera y para cuando trataron de reaccionar, cuando voltearon a ver a quienes les podrían ayudar, los operadores de a pie y hasta periodistas afines a ellos, era demasiado tarde pues el tsunami de MORENA ya estaba formado, al iniciar junio eran más los inconformes y algunos candidatos, por el simple hecho de serlo, asumieron actitudes dictatoriales, ahí está su penitencia ¿tendrá remedio?              carlospuma23@hotmail.com





DEJA UN COMENTARIO