OPINIÓN

La carrera de la paridad de género en política
09/07/2018

El 3 de julio de 1955 se ejerció por primera vez el derecho de la mujer al votar a nivel nacional, y ese ejercicio civil fue para las elecciones de diputados federales de la XLIII Legislatura, una lucha constante que viene de años atrás, hasta que por fin tuvo un resultado positivo.

Desde entonces la mujer se ha organizado para empoderarse y ganar espacios en los diferentes pasajes de la vida en México, con un compromiso de hacer valer la igualdad de género.

El tema político no es ajeno, y con el paso del tiempo se le ha remunerado bien por su atribución al tema.

En las pasadas elecciones del uno de julio no solo pudieron modificar el mapa electoral del país sino que por primera vez se ve una paridad en el Congreso de la Unión, Senado y se anuncia en el gabinete presidencial; quizás sea una palanca efectiva para enfrentar la violencia de género desde ambas trincheras.

Sin duda, el trabajo es difícil, pero el pase de estafeta, el ir avanzando lentamente, pero de manera constante, les da la oportunidad para compartir el poder y decidir en igualdad de circunstancias.

Estar en la agenda representa para ellas colocar en la mesa temas como la violencia contra las mujeres, el poder económico y la violencia política, aunque el gran desafío es conseguir que la paridad sea efectiva, y hacer que no caiga solo en lo cuantitativo sino cualitativo, para lograrlo es necesario que busquen transformar, sean aliadas y empujen temas comunes.

En el gabinete presentado por el virtual presidente, Andrés Manuel López Obrador, de los 16 integrantes presentados, ocho son mujeres, y por primera vez habrá una secretaria de Gobernación, la cual recae en Olga Sánchez Cordero.

Igual destacan María Luisa Albores, en la Secretaría de Desarrollo Social; Josefa González Blanco, en la Secretaría de Medio Ambiente; Rocío Nahle, responsable de la Secretaría de Energía; Graciela Márquez Colín, en Economía, entre otras.

Aunque existen rezagos, como son las gubernaturas, donde son pocas quienes han ocupado esos cargos, en las presidencias municipales el número de mujeres creció, y como un referente está el caso Tabasco: de las 17 alcaldías estarán distribuidas 15 para Morena, 1 para el PRD y 1 para el PVEM, y habrá siete alcaldesas. En cuanto a las diputaciones federales, los seis distritos fueron obtenidos por Morena por mayoría relativa, representando los ciudadanos de esta entidad federativa tres mujeres y tres hombres, es decir un 50 y 50 por ciento.  

Ante la obligatoriedad que por mandato de ley con respecto a la paridad de género, los siete partidos políticos con registro en Tabasco postularon a candidatas para poder participar en las pasadas elecciones federales y estatales de julio de 2018, donde un total de siete aspirantes resultaron beneficiadas. Será en el periodo 2019- 2021 cuando se podrá observar la participación del mayor número de mujeres al frente de las alcaldías, ya que en administraciones pasadas predominó la presencia de los hombres.

PARÉNTESIS

ADÁN Augusto López Hernández es ahora el candidato electo. Ayer las autoridades electorales le entregaron el documento que lo avala. Ahora viene la conformación del equipo, después la toma de protesta, para que en enero arranque en la segunda alternancia estatal. 





DEJA UN COMENTARIO