OPINIÓN

ESCALA CRÍTICA

La votación ciudadana arrasa con los partidos tradicionales
04/07/2018

*A un paso de la pérdida del registro Panal y Encuentro Social

*PRI, PRD y PAN obligados a una reestructuración de fondo

* López Obrador, ¿en la boleta en 2021?; Adán, reforma estatal

ANDRÉS MANUEL López Obrador superó los 30 millones de votos. El doble de los que le reconocieron hace seis años (15 millones 896 mil). Una verdadera hazaña. Más aún si consideramos que fue candidato de un movimiento que apenas obtuvo el registro como partido hace cuatro años. Aunque podría decirse que Morena aún está en vías de convertirse en un partido a escala nacional. Poco se explicaría el fenómeno político que estamos viviendo sin tomar en cuenta un verdadero despertar cívico...canalizado por un líder.

Los datos son abrumadores para sus adversarios y una doble responsabilidad para el lopezobradorismo: la coalición Juntos Haremos Historia (Morena-PT-ES), podría tener hasta 314 diputados, muchos más de los 251 que se requieren para ser mayoría simple. Un cálculo de la firma Mitofsky indica que en el Senado, los votantes de AMLO llegarían posiblemente hasta 76 escaños; se requieren 65 para alcanzar la mayoría simple. También se perfila para tener la mayoría en más de 16 congresos estatales, lo que le daría la fuerza suficiente para eventuales reformas constitucionales.

En Tabasco, por ejemplo, logró las 21 diputaciones de mayoría; lo que deja fuera a Morena del reparto de plurinominales.

Pero hay un impacto mayor que puede modificar la vida partidista del país.

LO QUE EL VOTO SE LLEVÓ

AL FINALIZAR el conteo distrital de los votos –que es el oficial-, se confirmará si pierden o no su registro nacional dos partidos políticos o sobreviven a la avalancha ciudadana de la jornada electoral. Hasta ayer, no alcanzaban el mínimo del 3% de la votación nacional en los cómputos para la Presidencia los partidos de la Revolución Democrática (2.87%); Verde Ecologista (1.80%); Movimiento Ciudadano (1.77%); Nueva Alianza (1.08%) y Encuentro Social (2.68 por ciento). Sin embargo, se salvan el PRD, PVEM y MC, porque logran superar el mínimo exigido en los cómputos para senadores y diputados.

De acuerdo al artículo 94 de la Ley General de Partidos Políticos es causa de pérdida de registro: "no obtener en la elección ordinaria inmediata anterior, por lo menos el tres por ciento de la votación válida emitida en alguna de las elecciones para diputados, senadores o Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, tratándose de partidos políticos nacionales".

Otra consecuencia de lo ocurrido las históricas votaciones del domingo será la pérdida del registro en los estados muchos más partidos, incluidos los llamados "partidos grandes" (hasta ante de los comicios) como el PRD y el PAN. Para el blanquiazul esto podría suceder en Tabasco, donde no alcanza el mínimo exigido; aunque tiene la esperanza de que en el reparto aliancista (con PRD y MC) le pueda tocar un remanente.

Según Roberto Félix, funcionario del Instituto Electoral tabasqueño, en la franja de riesgo también se encuentran localmente Movimiento Ciudadano (MC), del Trabajo, Encuentro Social (PES) y Nueva Alianza (PANAL).

La pérdida del registro en alguna de las modalidades (nacional o estatal) llevaría a los partidos a no tener derecho a las diputaciones plurinominales, así como a los recursos financieros correspondientes.

En el 2015, el Partido Humanista (PH), que había logrado cumplir los requisitos de registro condicionado apenas un años antes, no alcanzó el 3% exigido como requisito y quedó fuera; el Partido del Trabajo estuvo a un paso de quedarse fuera de la lista nacional. Lo salvaron 13  mil votos que logró en una elección extraordinaria en la que 13 mil votos hicieron la diferencia entre seguir en la nómina o pasar a la banca.

El PES (Encuentro Social), que apenas consiguió su reconocimiento en 2015, ahora seguramente será barrido por la respuesta ciudadana. A pesar de que se cobijó en una coalición con Morena. Esto nos recuerdo lo sucedido con los partidos Sociedad Nacionalista, Alianza Social, Centro Democrático y Partido Auténtico de la Revolución Mexicana después de los comicios del año 2000. Aunque esta vez, en el 2018, estamos en presencia de una "barredora" de partidos...algo que se pronosticaba desde las campañas cuando vimos las alianzas más disímbolas, pero cuyos resultados fueron mucho más contundentes para obligar a una reforma legal y estructural de la costosa partidocracia como la llaman sus críticos.

AL MARGEN

EN DIÁLOGO con ganador de las votaciones para la gubernatura en Tabasco, Adán Augusto López Hernández, me confirmó que habrá una "reingeniería" profunda  de la estructura de la administración estatal para hacer efectiva la austeridad y mejorar el servicio. En este sentido, aunque tiene prevista la creación de las secretarías de Turismo y de Cultura, no pretende ampliar la planta burocrática. Otros ajustes que tiene en proyecto son la asignación de recursos a la Cámara de Diputados y una reforma municipal.

Comentó que seguramente habrá muchas medidas adicionales para lograr ahorros que permitan canalizar recursos a los programas sociales. Estos programas son la divisa del próximo Presidente de la República, López Obrador.

TIENE razón nuestro amigo Javier Herrera: es previsible que López Obrador esté en la boleta de las elecciones intermedias del 2021, porque según anunció en su campaña se someterá a la ratificación o revocación de mandato. También se puede adelantar que durante el sexenio que comienza en diciembre próximo, se depuren y fortalezcan los mecanismos de consulta popular. (vmsamano@hotmail.com)





DEJA UN COMENTARIO