OPINIÓN

Los presidenciables y sus nexos en Tabasco
07/12/2017

Los presidenciables y sus nexos en Tabasco

Sinhué Casanova Magaña

En días recientes el Partido Revolucionario Institucional (PRI) postuló, hasta el momento, al único precandidato y seguramente al próximo candidato de ese partido a la Presidencia de la República. Me refiero al ex funcionario del gobierno de Felipe Calderón y ex Secretario de Hacienda y Crédito Público, también de Enrique Peña Niet. Un "externo" José Antonio Meade Kuribreña, quien fue ungido –según diversas opiniones- al más viejo estilo priista, con todo el "apoyo" de sus sectores y organizaciones.

Días después, se dio a conocer que el PRD postulará como candidato del denominado "Frente Ciudadano por México" al actual mandatario de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, hecho que de alguna forma sorprendió a varios puesto que se esperaban acuerdos en torno al joven dirigente del Partido Acción Nacional, Ricardo Anaya; por lo pronto el PRD da un paso adelante. Ahora el PAN tiene la palabra.

El caso de Morena es más que obvio que será el tabasqueño Andrés Manuel López Obrador, que, de acuerdo a él mismo, se hará oficial el próximo 12 de diciembre "coincidentemente" con la celebración de la Virgen de Guadalupe.

Si consideramos que estos serían los precandidatos de los principales partidos políticos en México, solo faltarían esperar los resultados de los apoyos en firmas ciudadanas para que queden definidos quienes lograrán postularse como candidatos independientes. En esta lista destacan la ex panista y esposa del ex presidente Felipe Calderón, Margarita Zavala y el actual Gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez, "El Bronco". Con esto prácticamente quedarían definidos los principales actores políticos rumbo a la elección presidencial del 2018.

Este escenario evidentemente puede tener repercusiones políticas en Tabasco, tanto por las afinidades, afectos y acuerdos que se podrían lograr, quizás las menos sean para Morena, puesto que al igual que en la Presidencial no se prevén cambios.

En el caso del PRI tabasqueño, prácticamente se espera continúe la disputa por la nominación para la gubernatura entre la diputada federal Georgina Trujillo y el actual titular de Capufe, Benito Neme Sastré. Hay muchas especulaciones sobre quién saldrá beneficiado por el perfil y afinidad con precandidato Meade Kuribreña.

Para el caso del PRD, se pone interesante la definición del abanderado a la gubernatura. Sin duda el propio gobernador Arturo Núñez, con sus extraordinarias relaciones nacionales, podrá operar si así lo decide; pero si omitimos esta parte y nos enfocamos a los efectos que pueden traer consigo las nominaciones del PRI y del Frente Ciudadano (PRD-PAN-MC) directamente de quienes han mostrado interés por competir en la sucesión para Gobernador, es abren también la expectativas. No falta quien haya considerado que el actual alcalde de Centro, Gerardo Gaudiano Rovirosa se fortalece con ambas nominaciones, ya que en el caso de la nominación del PRI, su suegro es de los hombres más cercanos al precandidato Meade. En tanto que por la posible postulación de Mancera , existe fe pública de la cercanía que mantiene el alcalde centreco con él y su equipo. Recordemos la donación de patrullas que realizó el Gobierno de la Ciudad México por las gestiones del edil, o también de los eventos cívicos y culturales que se han realizado en la capital del país.

Por supuesto que es públicamente conocida la cercanía y el afecto del gobernador Núñez con De la Vega Asmitia, un importante operador en dos tareas fundamentales para el mandatario: primero para poner orden legal en el transporte y después para consolidar en el Congreso las reformas legales que trascenderán esta administración. Por demás está decir que en las decisiones locales el mandatario estatal no permitirá intromisiones extralegales, como él mismo ha señalado. Así ofreció  "piso parejo"  a otros aspirantes como Juan Manuel Fócil y Fernando Mayans.

Las circunstancias también le generan mayor margen de operación al gobernador Núñez en el contexto nacional. Pero todo es especulación, y habrá que esperar los resultados de la propia encuesta que tiene prevista el PRD en Tabasco. Sin duda, lo más valioso será la opinión de los tabasqueños, porque son los que finalmente votarán en julio del 2018.

Twitter: @SinhueCasanova






DEJA UN COMENTARIO