OPINIÓN

Los retos de la migración; Tabasco en la mira
07/06/2018

Europa y América Latina se parecen en una cosa: el dramatismo de los fenómenos migratorios. Tanto aquí como allá, el traslado masivo de personas es provocado por la necesidad punzante de salvar la vida del peligro inminente de muerte, y también –claro está- en busca de mejores condiciones de sobrevivencia.

En Europa, miles de personas cada año se apiñan en botes para tratar de llegar a la costa del continente. Aquí, avanzan como pueden, sobre la selva, el pavimento y el desierto. La razón es la misma, prefieren arriesgarse a morir en el intento que quedarse en la seguridad de morir por hambre, o bajo la amenaza de la violencia en sus lugares de origen.

Lo mismo en Europa que en nuestro continente, la migración tiene motivos históricos. Es mucha ignorancia pretender que es culpa solamente de los países de origen. Las razones de por qué están sumidos en la pobreza y la violencia tienen sus raíces en la primera mitad del siglo XX, e incluso antes.

Resulta paradójico, en la era de la globalización, que mientras el intercambio de mercancías a escala global se ostenta como uno de los más importantes logros de la humanidad,  las personas que se ven obligadas a salir de sus países de origen sean criminalizadas cuando se desplazan sin papeles. Hay libertad para las cosas, pero no para las personas.

En buena medida, el desarrollo de las industrias en los países de primer mundo, concretamente en Europa y Estados unidos, se debe a las décadas en que sometieron a sus intereses políticos y económicos extensas regiones de África y América Latina, respectivamente. Los fenómenos migratorios de hoy son sólo una consecuencia de haber impedido que estas regiones se desarrollaran por su cuenta y de manera pacífica.

Cuando están por terminar las primeras dos décadas del siglo XXI, el panorama de las migraciones parece desalentador, con políticas antimigrantes y crisis humanitarias tanto en América Latina como en África.

Para México, la migración supone el doble desafío de ser territorio de recepción y tránsito. También de emigración. A Tabasco debe interesarle que sus vecinos del sur estén bien, porque estamos más cerca de Belice y Guatemala que de los Estados Unidos o la propia Ciudad de México.

Los fuertes conflictos en Honduras, la reciente explosión del Volcán de Fuego en Guatemala, la adversidad económica y por el cambio climático que enfrentan en Nicaragua y otras naciones centroamericanas, son algunas de las razones que en lo inmediato podrían estar incrementado el flujo de migrantes. A pesar de todo el discurso de odio de Donald Trump.

Resulta chocante cómo se exige trato digno a los mexicanos en la frontera norte, pero se desprecia a los migrantes que vienen del sur.

Se quiere el mundo libre y abierto, sólo para los que puedan pagarlo, mientras al resto se les culpa por haber nacido y permanecer en la pobreza. Cuando el bienestar se exporta para el consumo de quienes concentran la riqueza, la presión sobre las poblaciones menos favorecidas resulta incontenible. Y se desborda.

El problema de la migración es uno de los grandes desafíos en el mundo para este siglo, lo mismo que el cambio climático. Problemas complejos, fruto de la historia, que tocará a las nuevas generaciones entender para tratar de resolver, a contra reloj, lo que sus padres y abuelos no pudieron.

Lo principal será revisar los errores y ensayar una mentalidad más abierta para con los que son diferentes, y más generosa a la hora de pensar en el desarrollo. Las trampas de miedo sólo llevan a la violencia y el resentimiento. Y este es un tema de primer orden para Tabasco, territorio de paso obligado, frontera internacional con los pobres del sur.

PRIMERA PARADA

La empresa mexicana América Móvil anunció la expansión de la firma Claro a los Estados Unidos. América Móvil es proveedor internacional de servicios integrados de telecomunicaciones con presencia en más de 25 países en América y Europa. De esta forma, Telmex USA, cambiará su nombre a Claro Enterprise Solutions, que ampliará su portafolio de servicios y soluciones en ese mercado. Se trata, indica un comunicado de la empresa, de una estrategia global para innovar en el  mercado estadounidense.

SEGUNDA PARADA

Se viven tiempos difíciles que obligarán a respuestas innovadoras. La absurda y provocadora decisión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, para aplicar al acero procedente de México y Canadá impuestos de manera unilateral se resentirán efectos en sectores, como el de construcción y automotriz. Esto sin contar con que una respuesta de los países afectados desataría una ola de represalias. El señor Trump desde su campaña estaba decidido a iniciar muchas guerras ya sea por la vía militar o financiera.

PARADA ESPECIAL

Desmintió el gobernador Arturo Núñez las afirmaciones del investigador Eduardo Guerrero sobre la presunta presencia de varios cárteles del narcotráfico en Tabasco. Se trata de un tema delicado. Desde 2013 las acciones conjuntas de los gobiernos estatal y federal frenaron los intentos de los cárteles. Lo que sucede en la entidad está relacionado con la delincuencia común.




DEJA UN COMENTARIO